La formación ciudadana desde las plataformas digitales de radio

Total de Vistas 146 ,  2 Vistas hoy

Los nuevos desafíos de la transformación digital

AUTORES: Lic. Yoel Blanco Martínez[1], Dr.C. Kirenia Caridad Saborit Valdés[2]

Diciembre, 2022.- Las plataformas digitales como espacios de socialización y compartimentación de información muestran un crecimiento desde las últimas décadas del pasado siglo y en el presente. En buena medida porque lo que se comunica incide de manera directa en los comportamientos de las personas dada la confluencia de creencias, valores, intereses políticos, patrones culturales, gustos, preferencias, contenidos jurídicos, más allá de las formas tradicionales de relacionarse. Incluso, se transforma la manera en la que se difunde el mensaje educativo desde lo audiovisual, audio, gráfico y texto.

Ello, genera cambios en los medios de comunicación, como la radio, la que hoy tiene un mayor uso desde las diversas plataformas digitales en las que habita. Se significa la responsabilidad que se asume frente a la sociedad, no solo en llevar una información veraz y objetiva a este tipo de público, también en concebir espacios donde se pueda interpelar la realidad, los derechos y deberes de los ciudadanos, lo patrio y lo nacional, lo identitario, los componentes ético, moral, político, jurídico y cultural de los cuales son portadores los hombres.

Los desafíos constantes que impone la sociedad actual no solo se circunscriben a la preparación de los ciudadanos de manera integral, competente y con independencia cognoscitiva para afrontar los ámbitos académico, laboral y profesional; por demás exigen que la naturaleza de su formación esté acorde a la defensa de los más altos valores patrios nacionales y universales, de los buenos modales y costumbres que persisten en su contexto de actuación, el apego a la ética de la profesión, y el desarrollo de aspectos políticos, jurídicos, ideológicos, económicos y socioculturales que aseguren la defensa de la nación y el ejercicio de una ciudadanía virtuosa.

Como la comunicación digital constituye una unidad fundamental en la vida de las personas, siendo la de mayor privilegio, resulta necesario hoy recurrir a los espacios de socialización que la potencian. Si bien, internet, y específicamente las plataformas digitales comunican en tiempo real, es decir, de manera rápida, directa, fácil y accesible, ellas resultan propicias para la participación, la comprensión e interpretación del significado social del comportamiento ciudadano y las relaciones entre los seres humanos.

Es por ello que, desde las plataformas digitales de Radio Camagüey (Facebook, Telegram y audio real en internet), desde sus diversos programas se concibe una contribución a la formación en valores éticos y morales como: solidaridad, altruismo, colectivismo, patriotismo, justicia, equidad, entre otros, en la búsqueda de una ciudadanía que permita la defensa de las mejores esencias de la sociedad socialista que se construye en el país, la emancipación y el crecimiento del ser humano, el enfrentamiento a la actividad subversiva patrocinada por los enemigos internos y externos de la Revolución cubana y la conservación de los buenos gustos y costumbres que forman parte de la cultura, la idiosincrasia y el patrimonio espiritual de la nación.

En tanto, se potencian estos principios se favorece la formación ciudadana del público seguidor de dichas plataformas, de acuerdo a:

Un proceso sistémico, intencionado y continuo de socialización, que tiene el propósito de promover en la persona su condición de ciudadano, desarrollando en él la responsabilidad de ser actor, (…) mediante la participación plena y a partir de su interpretación de la realidad que experimenta, sin desconocer la memoria histórica (…) con actitud crítica, reflexiva y creativa para realizar transformaciones en torno al bienestar humano. (González, 2016, p.5)

Se sustenta que desde las plataformas digitales no solo se transforma al mundo, igualmente se genera la percepción que los sujetos tienen de él, de su sistema de relaciones políticas y jurídicas, de lo autóctono que caracteriza una sociedad, y hasta de los valores, atributos y símbolos nacionales.

Entonces, el uso de estas plataformas abre un ancho camino y canales comunicativos a la actividad política y a la participación de las personas, propiciando un estrecho contacto con la información, la clase que desarrolla el ejercicio del poder político, la sociedad política en su conjunto y las normas y principios que rigen el sistema político, y un entendimiento con la historia patria; todo lo cual favorece a la ciudadanía.

Distintos estudios, se interesan en evaluar cómo se da el uso de Facebook y Twitter -por citar algunos ejemplos- en tiempos de campaña, de agitación política, de plebiscitos electorales. También se analiza la irrupción de nuevos actores sociales y fuerzas políticas en la arena pública, y cómo lo hacen a partir de las potencialidades que ofrecen las plataformas digitales que se crean los medios, en lo esencial la radio.

El uso de plataformas digitales (sitios web, redes sociales, portal de comunicación científica, revistas digitales, intranet, sitios promocionales, repositorios, entre otros) como herramientas de comunicación y de emisión de mensajes educativos hacen posible no solo una mayor socialización de la información y el conocimiento, igualmente son fundamentales para provocar sentimientos, emociones y sensaciones en las personas que despiertan su interés por la vida, las profesiones, el cuidado y preservación del medio ambiente, la conciencia ciudadana con la sociedad, las familias, las instituciones estatales y el sistema de relaciones que incluye la ciudadanía, los derechos y deberes cívicos comprendidos constitucionalmente, y el ordenamiento jurídico en pos de organizar a la sociedad y regular el normal desenvolvimiento de las relaciones sociales que en ella se desarrollan.

En Cuba, la radio como uno de los medios de comunicación más empleado y aceptado por el público se orienta a la digitalización de sus programas a través de plataformas. Estas mantienen una esencia orientadora, educativa y comunicativa en la transmisión de valores. Sin embargo, en ocasiones adolece el sistema institucional que la rectora, de políticas sistémicas, programas concatenados con otras instituciones y organismos que contribuyan en el fin de la educación ciudadana, o de propuestas científicas que alcancen este fin.

En razón de todo lo expuesto se recoge la concepción implementar un plan de acciones dirigidas a contribuir en la formación ciudadana desde las plataformas digitales de Radio Camagüey de su público seguidor. Se concibe como una propuesta que pueda solventar insuficiencias e irregularidades identificadas.

Hoy se diagnostica como carencias que no siempre se abordan temas de afinidad del público seguidor relacionados con la formación en valores, principios y normas jurídicas, y cuando se hace adolecen de una influencia digital adecuada; b) la interactividad como uno de los ámbitos de la comunicación digital en ocasiones es insuficiente, y el público seguidor aporta de manera escasa a temas vitales de la formación ciudadana; c) los temas seleccionados para abordar el comportamiento cívico resultan en parte muy generales, y no siempre motivan a los seguidores; d) existe el reconocimiento a la necesidad de continuar perfeccionando las acciones, estrategias o algoritmos de trabajo que potencien la formación ciudadana como uno de los pilares de la sociedad cubana actual, siendo una demanda de muchos de los seguidores de las plataformas digitales de Radio Camagüey, pero de manera afable, emotiva, afectiva y organizada.

Estos aspectos conducen a la necesidad de diseñar y desarrollar acciones que se distingan por las dimensiones: comunicativa, sociocultural y educativa.

La dimensión comunicativa, enfatiza en el carácter dialógico, reflexivo y de sociabilidad que desde las plataformas digitales se persigue con los seguidores, es importante abordar la esfera de comunicación digital como la arena de debate e intercambio constante definido por el flujo interactivo de palabras, ideas y sus interpretaciones, como modelo de comunicación en las redes sociales; el que se ajusta a la idea de red moderna de construcciones de significados desde entornos digitales.

En esencia, para alcanzar una efectividad en el proceso de interacción entre seguidores y orientadores desde las plataformas digitales, es vital una comunicación asertiva. En la labor de intercambio centrada en lo digital se requiere de la asunción de una comunicación que trascienda lo tradicional, donde se integren la información, la manera en la que se comunica, los medios tecnológicos que se emplean para ello, los hábitos de comunicación del público seguidor, pero, sobre todo, la intencionalidad de lo que se trasmite.

La comunicación bidireccional y la interacción como soporte para la participación son consideradas vitales. Por otra parte, el entendimiento mutuo en los escenarios sociales y políticos alcanza a través de la comunicación digital, el principal enfoque de las relaciones públicas, lo que procura una relación recíproca con los actores sociales.

La dimensión sociocultural, concibe el contexto de actuación del individuo, con énfasis en el escenario digital, dado que, desde el entorno virtual los participantes construyen su espacio social y comunicativo, e intercambian con sus propias ideas y pensamientos.

La concepción que se asume en esta investigación, es que el contexto digital también resulta de la cultura acumulada por el sujeto, y que este se encuentra determinado por las interacciones sociales e histórico-culturales; lo que pone de manifiesto, cómo los sujetos interactúa sobre la base del desarrollo cultural humano, de la capacidad de actuación del sujeto de manera integral; aspectos que constituyen las mediaciones y condiciones sociales y culturales que determinan las relaciones humanas.

La dimensión educativa, se sustenta en la promoción y defensa de un sistema de valores y saberes cotidianos del sujeto ante la vida pública, además de la idea del comportamiento socialmente responsable desde conductas, que pueden darse en diferentes ámbitos, y que tienen como base una intención orientada hacia el bienestar de todos, ejerciéndose con una determinada intencionalidad afectiva, educativa y emotiva.

Por tratarse de la contribución a la formación ciudadana desde plataformas digitales de la radio, igualmente son acogidos los criterios del académico De la Noval (2019), quien aborda las políticas de comunicación desde este medio con la intencionalidad de incrementar los niveles participativos de los seguidores, y sienta pautas para orientar programas de educación para la socialización en todos los ámbitos del contexto digital.

CONCLUSIONES

El contexto actual indica que la comunicación digital a través de las plataformas de esta misma naturaleza, constituye un componente permanente, en tanto entornos dinámicos y de constante cambio, que permiten explorar sobre temas muy diversos y variados, entre los públicos seguidores y los orientadores de estas plataformas a fin de generar influencias sobre la sociedad en general. Unido a ello, demuestra que el papel protagónico que desempeñan estos espacios en el ejercicio de la ciudadanía y los valores cívicos, marca un punto a partir del cual es preciso desarrollar la preparación de los ciudadanos en este sentido.

Los diferentes modos de gestionar, transmitir y preparar al público seguidor de las plataformas digitales de Radio Camagüey, manifiesta una manera diferente a la que tradicionalmente se ha generado el debate cívico, político, histórico, cultural y social en general.


[1] Licenciado en Marxismo Leninismo e Historia. Locutor de Radio Camagüey, Cuba. Maestrante del programa en Educación Ciudadana de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de Camagüey, Cuba.

[2] Doctor en Ciencias de la Educación. Máster en Ciencias de la Educación Superior. Licenciada en Historia. Profesora de Teoría Política de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de Camagüey, Cuba.